9 de septiembre de 2015

Devil Doll (1987-1996)


Devil Doll fue un proyecto de rock experimental que mezcló formas clásicas de composición con varios estilos de música popular, particularmente distintas variantes del Rock Progresivo Sinfónico y pequeños toques de folclor eslavo. Activo intermitentemente tanto en Eslovenia como en Italia, su música encontró una fuerte inspiración en la estética visual de otros fenómenos culturales, como lo fueron el arte gótico y el cine expresionista. Quizá el rasgo musical más reconocible sea la prolongada extensión de todas sus piezas, pues ninguna de ellas dura menos de 20 minutos y varias exceden la hora completa, haciendo que por lo general sus álbumes —todos conceptuales— consten de una sola canción. Otro rasgo característico es la utilización, por medio del pródigo compositor y líder artístico de la banda, Mr. Doctor, de la técnica vocal expresionista Sprechgesang, la cual interpreta elementos del lenguaje hablado de una manera recitativa similar a la ópera. Este tipo de canto está matizado por elementos técnicos sumamente histriónicos, lo que lo hace un arte vocal altamente emocional e introspectivo. Todas estas características fueron combinadas equilibradamente en un concepto tan sofisticado que dio como resultado un proyecto artístico sencillamente brillante y sin precedente alguno.

Este es el poco contado mito de Devil Doll, y la inescapable fascinación que conlleva:






The sect of Devil Doll (como se le conoció en sus primeros años) empieza a ensayar en marzo de 1987 bajo el liderazgo de Mario Panciera, mucho mejor conocido como el gran Mr. Doctor (su nombre verdadero no se supo hasta hace poco). Varios de los músicos del proyecto son reclutados originalmente ese mismo año a través del siguiente anuncio clandestino:

A MAN IS THE LESS LIKELY TO BECOME GREAT THE MORE HE IS DOMINATED BY REASON: FEW CAN ACHIEVE GREATNESS —AND NONE IN ART— IF THEY ARE NOT DOMINATED BY ILLUSION.

Se gestó así un concepto tan original como lo fue enigmático. Por varios años existieron dos alineaciones distintas ensayando oficialmente bajo el nombre de Devil Doll, una en la Ljubljana yugoslava (hoy Eslovenia), y otra en Venecia. Mr. Doctor solía intermitir su residencia en ambas ciudades por periodos medianamente prolongados por lo que lideraba ambas agrupaciones como un colectivo musical bajo el mismo concepto artístico.

Para finales de 1987 la sección de Ljubljana entra a los estudios Tivoli para grabar una composición recientemente escrita, titulada THE MARK OF THE BEAST. El joven y prometedor ingeniero en audio Jurij Toni es elegido para grabar y mezclar el disco. Toni había ganado ya seria reputación trabajando con la música vanguardista de Laibach dentro de otro colectivo artístico local llamado NSK: Neue Slowenische Kunst. Instantáneamente fascinado por el genio y creatividad de Mr. Doctor, será el ingeniero de audio oficial de Devil Doll durante toda la existencia de la banda, dándole siempre un toque sumamente especial a las producciones y siendo el colaborador más cercano para cumplir los requisitos de calidad que el proyecto siempre demandó.

Para inicios del próximo año se produce extrañamente sólo una copia en LP de THE MARK OF THE BEAST, con la portada pintada a mano por el propio Mr. Doctor. Aunque se especula ampliamente que esta única copia se encuentra en posesión del autor, su paradero actual es en realidad desconocido. El disco nunca fue reimpreso y poquísimas personas fuera de los músicos involucrados han dado testimonio de haberlo escuchado.

A mitad del mismo año inician nuevamente los ensayos de la secta. La sección de Ljubljana entrará nuevamente a los estudios Tivoli pero esta vez completados también por músicos de la sección italiana, entre ellos el percusionista Roberto Dani, quien tocará en varios discos subsecuentes.

The Girl Who Was Death (1989)

En los últimos días de diciembre se hace una presentación en vivo de THE GIRL WHO WAS…. DEATH, en un teatro local de Ljubljana. Copias únicas de cassette fueron distribuidas a cada asistente. De la misma manera, en marzo de 1989 se hace una segunda ejecución en vivo del álbum después de haber impreso 500 copias de lujo en formato LP. 150 de estas copias fueron distribuidas nuevamente a los asistentes. Cada una de ellas contenía inserts individuales, diferentes en cada copia, diseñadas todas a mano por Mr. Doctor; algunas pocas al azar contenían pequeñas frases o diseños artísticos hechos con su propia sangre. Las 350 copias restantes fueron destruidas días después del evento por el mismo Mr. Doctor. Sólo esas 150 copias originales contienen el Intro y Outro originales.

THE GIRL WHO WAS… DEATH es un tributo y celebración de los 20 años de la influyente serie televisiva The Prisoner del director británico Patrick McGoohan, uno de los muchos ídolos artísticos de Mr. Doctor. En dicha serie un espía del servicio secreto británico intenta sabotear a su propio gobierno, amenazando con liberar información delicada a la prensa. Su castigo es ser borrado de cualquier tipo de archivo nacional, recluido en una pequeña isla habitada por otras personas peligrosas para el Status Quo, monitoreada absolutamente en todo momento. TGWWD encuentra su inspiración en la temática del aislamiento, la desaparición de la identidad y la fragilidad de nuestro concepto de la existencia.

La interpretación vocal y la emotividad de Mr. Doctor está al tope en la ejecución de su Sprechgesang, y emana un áurea sumamente especial. Se ve una idea general menos madura tal vez, pero bastante más hambrienta. El grado de demencia que se intenta proyectar en esta obra consta de una irracionalidad particular, no reproducida posteriormente. Los efectos vocales rayan en lo irreal, recreando irregularidades sonoras imposibles que evocan una inestabilidad y un desequilibrio mental inherente al personaje que canta.


La composición es versátil, consta de muchos pasajes puramente instrumentales y muchísimos cambios de ritmo y mood. Las ideas tal vez no están tan bien demostradas en otras obras más maduras como lo será después Sacrilegium, pero se nota toda la ambición creativa con la que fue escrita. Hay pasajes aún más experimentales que no se volverán a ver hasta la última época de la banda, reflejando un momento de exploración.

Eliogabalus (1990)

Por los siguientes dos años el proyecto se mantendrá activo pero improductivo. Mr. Doctor compondrá piezas de 45 y 60 minutos que se ensayan arduamente e incluso llegan a ejecutarse en exclusivas presentaciones en vivo, pero la idea de grabar una versión de estudio fracasa o sencillamente no se lleva a cabo. Devil Doll entrará nuevamente a estudio, pero las limitaciones de presupuesto obligan a Mr. Doctor a rediseñar dos composiciones para que quepan dentro de un mismo lanzamiento. Es así como se lanza el disco ELIOGABALUS, único álbum que consta de dos piezas distintas: una composición homóloga y otra retitulada sencillamente “Mr. Doctor” —antes llamada “The Black Holes of the Mind”—. En este caso, por contrapartida al disco anterior, escuchamos a la sección de Venecia completada únicamente por la guitarra ya titular del espectacular Bor Zuljan.


Ambas piezas presentan una interpretación vocal demencial en la misma línea del disco anterior, mientras que los pasajes de rock progresivo se hacen mucho más presentes, con un claro tinte gótico extraído directo de la escena europea ochentera. Las dos composiciones constan de recurrentes explosiones progresivas de emotividad y poder, y representan muy probablemente los momentos más pesados de toda la historia de la banda. En general puede decirse que las transiciones entre ideas se encuentran mejor conectadas y la obra fluye más naturalmente, pero la temática de las dos canciones dista de ser la misma. “Mr. Doctor” es un canto de identidad de la banda, pues se presentan varios temas revisitados posteriormente en otros trabajos. La libertad inherente a la irracionalidad, la violación del dogma, el incesto y la constante construcción del propio ser se apoderan de la canción y la elevan a un himno de inauguración. Por otra parte, En “Eliogabalus” los pasajes depresivos y las secciones lentas son más recurrentes, haciéndola una composición musical más obscura en todo aspecto. A través de una críptica narración conceptual, el personaje construye su propio Narrenschiff (“Barco de los idiotas”, sacado de la sátira del mismo nombre publicada en 1491 por el humanista Sebastian Brant) y se adentra en un viaje introspectivo sin retorno hacia lo más obscuro de su subconsciente, donde la desesperación se manifiesta y refleja un estado de pesadumbre en el autor. Es sabido que este disco representa uno de los procesos más sufridos para la banda en su conjunto, teniendo que ensayar y componer intermitentemente entre dos países y cargando con el estigma contemporáneo de la poca facilidad económica.



Sacrilegium (1991)
 Para inicios de 1991 la tensión política en la recién proclamada Eslovenia entre los separatistas del recién ingresado al poder DEMOS y el estado central Yugoslavo estalló en el conflicto conocido como la Guerra de los Diez Díaz. La situación nacional se elevó a niveles insostenibles, por lo que todo el proyecto tuvo que mudarse por poco tiempo a Venecia, donde Mr. Doctor fusionaría ambas secciones con los miembros restantes para formar la encarnación definitiva de Devil Doll, que bajo el gusto de críticos y fanáticos representa su mejor etapa.





The Sacrilege of Fatal Arms (1992)

Tan sólo semanas posteriores a la resolución del conflicto de independencia de Eslovenia, con esta legendaria y ahora más sencilla formación de Sasha Olenjuk (violín), Bor Zuljan (guitarra), Davor Klaric (teclados), Roberto Dani (percusiones) y Francesco Carta (piano), Devil Doll empieza a ensayar nuevamente y tan sólo en meses ejecutan en varias presentaciones en vivo lo que será su próximo álbum, titulado SACRILEGIUM.

Meses después Devil Doll hace una presentación exclusiva de Sacrilegium en la iglesia de Tmovo, con extractos de THE SACRILEGE OF FATAL ARMS, una película escrita y dirigida por Mr. Doctor. Partes de la presentación fueron transmitidas por la televisión nacional eslovena, pero el discurso introductorio de Mr. Doctor es fuertemente censurado. Dado a este incidente no volverá a aceptar ser entrevistado… Además el registro de la transmisión fue accidentalmente borrado en el archivo de la televisora local, y hasta la fecha no se sabe de ningún tipo de respaldo o grabación casera que haya llegado hasta nosotros.

En sí TSOFA constituye una reescritura de Sacrilegium, alargada y reorganizada para cumplir el papel de ser el soundtrack de la película. Para muchos críticos puede parecer una obra más elaborada, pero el reacomodo de sus mejores partes hacen que las transiciones entre una sección y otra pierdan cierta emotividad y fuerza. Sacrilegium constituye la más grande obra maestra grabada de Mr. Doctor; su versión extendida y mejor producida de TSOFA es una buena reinterpretación, pero no llega a la gran proyección ilusoria y demencial que se emana en el release original. En sí, la obra explora el papel de la dualidad en la psique humana, y es representada en su sentido más transgresor, rompiendo los esquemas tradicionales del amor entre hermanos, el respeto desde el individuo hacia la autoridad y el miedo religioso a dios. A esto se anteponen los símbolos opuestos  del incesto, la desobediencia civil y el deicidio. El final del canto es sencillamente una exaltación de lo grotesco, lo imperfecto y lo vulgar como la única expresión vitalista del ser humano, el cual debe inhalar la decadencia para purgar al espíritu verdadero, y así vomitar el alma cristiana y la razón occidental. Toda la filosofía de Devil Doll se puede resumir en las siguientes líneas que pertenecen al último movimiento:

... reveal the impurity hidden in success / the vulgarity of victory / the filth nestling in fortune… // PURE PURITY! / ABSOLUTE CATHARSIS! / is in misadventure / in Tragedy / in one’s ineluctable Check Mate.


Dies Irae (1996)

Será justo a mitad de 1993 que empieza el sufrido proceso de grabar DIES IRAE, el último disco de la banda. Durante las grabaciones en el estudio Tivoli sucedió un desastroso incendio mientras Mr. Doctor y Jurij Toni se encontraban adentro. El primero pudo escapar sin mayores problemas, pero Toni tuvo que ingresar por varios días al hospital con quemaduras de mediana gravedad. La verdadera causa del incendio nunca fue comprobada, y todo el material grabado del nuevo disco se perdió por completo en esa noche de junio.

Las consecuencias de este incidente casi acaban con la banda. Mr. Doctor entró en una fuerte desmotivación que resultaría en un periodo de más de un año de inactividad. Sin embargo, para los últimos meses de 1994, más de un año después, una versión de Dies Irae es presentada en vivo y es recibida con las mejores críticas, tanto de fanáticos como de especialistas. A finales de año empieza nuevamente el proceso de grabación desde cero en distintos estudios de Ljubljana después de un arduo periodo de ensayos. Las dificultades de estar cambiando de estudio sobran, y varias secciones no satisfacen la visión perfeccionista de Mr. Doctor, por lo que deben de ser grabadas una y otra vez. El proceso resulta tan exhaustivo que no será hasta febrero de 1996 que finalmente Dies Irae es publicado a través el club de fans después de que la banda se encontrara con tantísimas dificultades.

Foto exclusiva de release japonés


Distintos proyectos fueron realizados en años subsiguientes —Como la grabación de The Day of Wrath, una segunda creación audiovisual de Mr. Doctor que sólo fue mostrada en poquísimas funciones con público selecto— pero Devil Doll no volvió a sacar ningún otro disco, a pesar de que nunca se separó oficialmente. La existencia de varias otras grabaciones de estudio está confirmada, pero estas composiciones nunca han salido a la luz. Mario Panciera ha escrito libros sobre historia de la música popular británica, particularmente punk, y su desinterés por sacar nueva música al público ha sido abiertamente expresado en una entrevista del 2008 (http://www.devildoll.nl/interview2.html). No podemos esperar ningún material nuevo, pero incluso considerando los casi veinte años de ausencia de material de Devil Doll existe un culto internacional dedicadísimo que reedita constantemente sus álbumes y que incluso ha llegado a firmar peticiones enviadas directamente a Panciera para que el proyecto reviva. No sabemos hoy nada más de Mr. Doctor, pero la secta de Devil Doll sigue más viva que nunca, ampliándose internacionalmente y llegando a los obscuros subconscientes de melómanos en el mundo entero.

No es sencillamente una banda, no son simples canciones. Devil Doll representa el punto más álgido de la sensibilidad expresionista en un mundo presentemente plagado de nihilismo conformista. Es la respuesta a la gran pregunta, es el lente que mira directamente al sol, es el tercer ojo que observa hacia el subconsciente sin parpadear, la espada de fuego que asesina al silencio, el juicio que degolla a la moral y vierte la sangre en el cáliz del iluminado. Explora, hermano, el gran potencial de tu sensibilidad interior, el viaje introspectivo del que alguna vez nos hablaron a su manera Hesse, Schopenhauer, Proust… Desfigura al ídolo, aquí está el martillo:



Interés:

8 comentarios:

  1. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

    ResponderEliminar
  2. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

    ResponderEliminar
  3. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

    ResponderEliminar
  4. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

    ResponderEliminar
  5. Enhorabuena! Este es el espíritu perdido del blogger progresivo. Tu redacción, información, pasión y todo lo que termina en ión se agradecen bastante. Me hiciste recordar los buenos viejos tiempos de la blogueada...

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias! no había visto tu comentario. En efecto hay una intención en este post de poder revivir con creces el quehacer bloggero... Esperemos reviva con ganas. Nuevamente gracias por tus palabras, se aprecian mucho.

      Eliminar
  6. Grande. Te has pegado una currada interesante que además es fácil de leer y fluida. Gracias

    ResponderEliminar